Barcelona +34 609 84 65 24
  • es

Que haya personas que no sigan los estándares sexuales y amorosos hoy en día no es nada raro: desde los años 60 la revolución sexual no ha parado de crecer y a día de hoy somos capaces de aceptar y ver con buenos ojos muchas de las opciones sexuales que existen, y una de ellas es el poliamor.

¿Qué es el poliamor?

Pues básicamente se llama así cuando una persona mantiene una relación de amor con más de una persona, algo no muy habitual en nuestro entorno y contexto pero que cada vez tiene más adeptos. Son relaciones de carácter amoroso y sexual en donde nadie se siente engañado: todas las personas implicadas conocen el tipo de relación en el que se encuentran y se sienten parte de ello. Así pues, a diferencia de otro tipo de relaciones –más cercanas a la infidelidad-, en este caso se establece una relación entre personas en donde la transparencia y la ética se imponen para buscar otra forma de llegar a la felicidad amorosa y sexual.

Aunque bien, no es tan fácil llevar a cabo este tipo de relaciones. Tal y como explican las personas que lo practican, puede resultar muy fácil de palabra, pero cuando entras en este tipo de relación debes tener muy claro a lo que te enfrentas. Es habitual que puedan surgir celos por ejemplo, ya que puedes estar mejor con una persona que con otra y luego ver como esa persona está con otras. En principio las personas poliamorosas han optado por esta vía porque es lo que les gusta más, pero eso no implica que a veces no puedas tener alguna duda o algún mal día que te haga plantearte las cosas. De todas formas, las ventajas de romper con la monogamia establecida en el sistema parecen ser más que los inconvenientes.

Aquí os dejamos con unas cuantas ideas para ayudar a entenderlo mejor:

  • No se debe confundir el poliamor con las relaciones libres tipo swingers en donde de vez en cuando se hace intercambio de pareja. No se trata de algo eventual para pasar un rato divertido y luego ya está, sino de establecer relaciones duraderas. Hay pisos en donde por ejemplo viven cuatro personas y todas son parejas de todos, no hay dos y dos sino que los cuatro son una sola relación.
  • A día de hoy hay mucha información en Internet, lo que facilita bastante el poder encontrar respuestas a nuestras preguntas. No solamente existen blogs o foros, sino que además hay también asociaciones que fomentan este tipo de relaciones y que organizan de vez en cuando encuentros y charlas para que la gente con estos mismos intereses pueda conocerse y reunirse, y así también poner en común las dudas o compartir las diferentes experiencias en las que se encuentran.
  • Aunque tiene muchas ventajas, el poliamor puede no funcionar. De hecho, hay personas que lo han probado durante un tiempo y después lo han dejado para cambiar el tipo de relación que les pueda satisfacer más. No hay ninguna garantía, pero también cabe decir que son muchas las personas que lo han probado y siguen ahí. Simplemente se trata de probarlo y salir de dudas.
  • En nuestro país todavía el tema es bastante tabú y no se explica abiertamente qué tipo de relaciones tenemos si estas salen un poco de lo habitual. Pero en los países del norte de Europa hay más libertad en este sentido y se vive de una forma más natural.

Si estáis interesados en este tipo de relación múltiple, nuestro consejo es que antes de dar ningún paso leas un poco acerca de ello. Te será fácil buscar testimonios de personas que lo practican y así ver los principales pros y contras. Una vez decididos, podéis apuntaros a los encuentros que se organizan para poder conocer de primera mano a personas que viven con ello y así preguntar directamente. Estos encuentros también te servirán para conocer a otras personas que, como tú, quieren dar el primer paso hacia esta forma de vivir el amor y el sexo.

Leave a cool comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *